Trump… o el verdadero EEUU… o como los progresistas deben dejar de hablar y hablar…

nbc-fires-donald-trump-after-he-calls-mexicans-rapists-and-drug-runners

El emergente que muestra el verdadero EEUU

Hace unos dias, en EEUU, fue elegido Trump como futuro Presidente. Tanto se dice, se ha dicho y se dira que lo que yo diga tal vez no agregue nada. Si bien mi me gradue en Ciencias Politicas e hice un Master en Asuntos Publicos, no es mi intencion hacer comentarios politicos que abundan en internet. Lo interesante es lo que inspira personalmente Trump. A mi me inspira dos cosas mayormente: rechazo y curiosidad. Tambien la eleccion de Trump permite ver con mas claridad la realidad que tantas veces escapa, borrada o tergiversada por la prensa o las ideas de quienes manejan los medios y la propaganda.

Luego de vivir mucho tiempo en EEUU he podido comprobar dos cosas: una, que el americano medio “blanco” (ya que en EEUU gustan de clasificar gente) es bastante racista. La historia de segregacion de los 50s es evidentemente todavia reciente y creo que no ha sido superada. La otra cosa que se puede comprobar es que los medios son “politicamente correctos” y hablan todo el tiempo del respeto a las minorias, a los derechos humanos, a la libertad de opinion, la igualdad de oportunidades y los derechos de los LGBT, por ejemplo. Pero eso es solo habladurias. La realidad es lo que hace y piensa la gente. Y eso quedo demostrado con la eleccion de Trump. Los medios, politicamente correctos, ocultaron la realidad: como un misogino, ignorante, racista, autoritario, abusador de mujeres, violador iba a ganar las elecciones? Eso dejaria al descubierto el verdadero pensar americano. Y eso ocurrio: a una inmensa minoria (no a todos afortundamente) de EEUU  le importa un carajo la democracia en el sentido que la democracia implica. Asi, Trump, refleja el verdadero pensamiento racista, misogino y sectario de gran parte de los americanos. Gracias Trump, por dejarlo claro por si habia alguna duda.

Con respecto al rechazo, me lo provoca su autoritarismo; los posibles miembros de su futuro gabinete (gente con gusto por la tortura, la violencia y las armas) entre otras cosas me revuelven el estomago y me hacen creer mas que nunca que la humanidad irremisiblemente tiende a decaer y volver a lo peor, para tal vez resurgir mas tarde, en ciclos inevitables, quien sabe cuando.

Finalmente, es indudablemente la curiosidad lo que mas me atrae de Trump y su gobierno. Lo sentia antes de la eleccion. La logica indicaba que ganaba Hillary pero, en el fondo, sentia que queria que ganara Trump; era como el deseo morboso de quien mira una pelicula violenta o de terror, o de quien mira un video violento en Youtube. Ese deseo morboso que nos lleva a mirar violencia o sangre en videos que nos hielan la sangre. Mientras seguia las elecciones el 8 de noviembre me decia a mi mismo: que pasaria si gana este personaje? como sera ese cuento de terror? sera un cuento de terror o este tipo realmente va a cambiar algo para bien? Curiosidad indudablemente por lo que vendra, curiosidad morbosa si quieren.

Ah…tambien me olvidaba, cuando los democratas o cualquier partido que dice representar a los pobres o a los olvidados solo lo hace hablando y hablando, sin hacer nada concreto por mejorar esas vidas mas alla del “verso” y tal como paso en Argentina con los K, suele suceder que un “outsider” le gane facilmente. Tal como hizo Macri en Argentina, que sin partido, saco del poder a esa aberracion peronista que fue el Kirchnerismo.

Tiempo de que los progresistas agarren la pala y el pico, o la hoz y el martillo…o habra muchos mas Trumps…

De como los sacerdotes fueron echados a patadas del templo siniestro…

CMI2XgVXAAIL9oj

Un culto a punto de desaparecer y sacerdotes a punto de ser echados del templo…

No puedo mas que alegrarme de las noticias que llegan de Argentina. Aparentemente, el 22 de noviembre ganaria Macri la carrera a la presidencia, dejando de lado una epoca de las mas oscuras de la Argentina (y vaya que las ha habido). Al comienzo, este gobierno, como a muchos, me simpatizó; aparentaba representar un enfoque nacionalista y progresista. Surgió después de un gobierno (el de la Alianza) que había reunido a un grupo de disidentes peronistas (Frepaso) con lo que quedaba de un radicalismo decadente. Y la imagen de ese gobierno cayendo después de la represión en Plaza de Mayo, el escandalo de las coimas por la flexibilizacion laboral más el “corralito” dieron a ese gobierno K todo el aval que necesitaba. Lamentablemente, luego de lograrse cierta aparente estabilidad económica y crecimiento (no lo viví porque dejé el país luego del 2001), el gobierno, recurriendo al màs clásico estilo autoritario, comenzó lo que yo llamo el sistemático “lavado de cerebro” a la población. Creó la imagen de un gobierno progresista utilizando las organizaciones de derechos humanos para su provecho, no permitió ningún tipo de cuestionamiento a sus políticas y creo todo un aparato de propaganda para fomentar esa imagen falsa y consumar ese lavado de cerebro. Y yo creo que ese “lavado” ha sido lo peor de todo porque sentó las bases para todo tipo de atropellos y corruptelas. Los viajes que hice a la Argentina estos años no hicieron más que confirmarme esto. Encontré amigos que defendían este gobierno con argumentos indefendibles y fanatismo irracional. No era posible ningún tipo de discusión ya que justamente el famoso “relato” gubernamental es axiomático, basado en verdades indiscutibles. Por ejemplo, ellos se adueñaron de la verdad, son los portadores de la verdad y de lo bueno ya que al ser elegidos por el pueblo, las minorías son consideradas el “enemigo”, los “gorilas” y los “vendepatria”. Al ser los únicos con derecho a hacer y a opinar, automáticamente, todos los demás pasan a estar equivocados y a ser prácticamente “traidores”. Los diarios o medios opositores, pasan a ser automáticamente “medios o periodistas golpistas” ya que el cuestionamiento es considerado algo casi “ilegal”. Por supuesto que aquel que pertenece al gobierno, aunque sea un corrupto, estafador o inútil, esta automáticamente “perdonado” o justificado ya que pertenece al bando que tiene la “verdad” ye esto “lava todos los pecados”. De esta manera, esta ideología barata, se fue apropiando de muchos cerebros, pero no los suficientes ya que la realidad no se puede tapar. Asi, en mis viajes, pude comprobar la pobreza existente en tantos lugares, los privilegios de esa casta gobernante, la delincuencia proliferando por doquier, la droga extendida en su uso y tráfico y el discurso autoritario y la propaganda por todas partes. Recuerdo mis charlas con personas que supuestamente han estudiado y piensan justificando al gobierno con los argumentos mas increíblemente estúpidos como decir que los acuerdos con China (que ni siquiera creo se han consumado realmente) indicaban la visión de estadista de Cristina, al ubicarse en una tercera posición, o decir que la supuesta corrupción era una invención de Clarín para derrocar al gobierno más popular de la historia. Los lugares comunes o “slogans”, la descalificación o el insulto han sido los únicos argumentos que he podido escuchar cada vez que alguien defendía al gobierno. Han llegado a crear, creo, algo así como un ministerio de Propaganda.

En síntesis, este gobierno transformó la política en una especie de religión, donde los sumos sacerdotes (Nestor en su momento y Cristina luego) recitan “la palabra”, sus segundos (los medios afines de propaganda y seguidores más fanáticos y encumbrados) se encargan de llevarla a todas partes, sus servicios (al mejor estilo de la dictadura) se encargan de detectar, descalificar y eliminar (todavia no sabemos como se terminó con Nisman) a los opositores y un ejército de “militantes” y fieles repite sin cesar esos “padrenuestros”.

Afortunadamente, no llegaron a apoderarse de los medios opositores y consumar un “lavado más a fondo”. Las elecciones de octubre último demuestran que hasta el mejor discurso y aparato propagandístico no puede tapar una realidad y que muchos cientos de miles comienzan a “despertar” de las “drogas” inoculadas durante años.

Hay una esperanza de cambio, no sabemos lo que viene, pero al menos se avizora la posibilidad de que éstos sacerdotes y sus seguidores sean echados de sus santuarios y despojados de sus privilegios. Se avizoran tiempos de cambio que espero sean profundos y que permitan el camino final hacia una verdadera democracia, a una democracia a la que todavía estamos lejos de conseguir mientras exista esa corporación politica corrupta. Que una fuerza no tradicional haya logrado el triunfo es una buena señal ya que el radicalismo ha demostrado en su momento su incapacidad para lograr los cambios y también ha caido en la corruptela. Por ahora, hay que apagar los incendios, echar a los sacerdotes del templo, y comenzar un proceso de cambio complicado ya que muchos siguen todavía hipnotizados por el discurso vacío y maligno.

Estamos a las puertas de otro “Nunca más”. Enhorabuena…

Las monarquias argentinas

Cristina-Kirchner-Reina

La monarquia y la Inquisicion han vuelto…

Asi como las personas van evolucionando, creciendo, y un dia alguien aprende a hablar, luego a caminar y correr o a escribir o a trabajar o estudiar, tambien las sociedades (supuestamente) van evolucionando con el tiempo. Asi, tal como lo describio Hobbes o Rousseau, los hombres incialmente vivian en cavernas, peleandose unos con otros; luego un dia se organizaron en tribus, aprendieron a dividir el trabajo y, un buen dia, decidieron que habia que crear un “Estado”, algo por encima de ellos en quien depositar ciertas decisiones para salir del otro estado, el “de naturaleza” en el cual todos contra todos solo se imponia el mas fuerte o feroz o inteligente pero no necesariamente el mas justo. Y asi la historia nos deleita con esa evolucion, sangrienta en muchos casos. Y asi llegamos un dia a pensar que esa organizacion, como parte de esa evolucion, lograba su punto maximo de evolucion: la democracia. La democracia, superadora de las autocracias o de las monarquias o aristocracias de sangre. El nombre es lo de menos; lo importante es que una sociedad “evolucionada” es una sociedad democratica, en la cual la mayoria elige a sus representantes, donde se garantiza la libertad de expresion o culto o tantas otras libertades necesarias para el ser humano y en la cual, como resultado de ese “poder” de todos, no debe haber ni hambre ni privilegios ni falta de oportunidades o de educacion ya que los representantes justamente “representan” a la mayoria y la mayoria es la mas necesitada ya que las mayorias son personas “promedio”, sin las habilidades o talentos de esa minoria genial que, pase lo que pase, sera siempre genial.

Asi, toda sociedad que se precie de evolucionada es democratica. No voy a dedicarme a mencionar todas esas sociedades. Lo que me interesa es enfocarme en la Argentina que, supuestamente, es una democracia.

Lamentablemente, de la observacion cuidadosa, surge claramente que la sociedad argentina es en realidad una forma aristocratica o monarquica en la cual los representantes del pueblo son simplemente aquellos que militan o forman parte de las elites partidarias, apoyados por el poder economico, nacional o internacional, y secundados por el poder mediatico, cada dia mas importante para “crear” realidades. Vamos a cualquier poblado, municipalidad o provincia o al nivel del pais mismo y vemos que, historicamente, aquellos representantes son los elegidos a dedo para poblar listas creadas por esas mismas elites gobernantes. Esto lo he experimentado yo mismo cuando alguna vez intente, sin ser mas que un don nadie, tener un lugar en alguna lista para representar a mi pueblo. Resulto una tarea imposible ya que para tener ese derecho hay que ir subiendo escalones en el aparato partidario, usualmente dominado por familias o grupos que, en algunos casos llevan decadas en el poder. Los derechos se ganan de muchas maneras, casi todas ellas, casi ilegales o ilegales, ocultas o injustas. Mis peripecias deben ser similares a las de otros. Primero, tenia que ir a las reuniones partidarias en las que los “capangas” de  turno se dedicaban a hablar y a bajar linea sobre lo que habia que hacer segun otros “capangas” de mas alto nivel. Dependiendo de las habilidades para encontrar un “padrino”(alguien con mas poder que uno que puede conseguirnos usualmente algun privilegio o cargo pagado) uno podria ir avanzando. Ese avance se basa no en los meritos academicos o morales sino simplemente en la obediencia, fidelidad y capacidad de cumplir lo que manda el padrino o los capangas. Asi, con suerte, se puede lograr algun cargo pagado (ese dinero cobrado usualmente debe ser repartido segun el criterio del capanga o padrino). Luego, las ofertas comienzan a ser mas jugosas (como cobrar sin trabajar o “dibujar” numeros). El cielo es el limite. Los que llegan son los que han pasado todas las pruebas y muchas mas. Cuando llegan ya no tienen ningun escrupulo, ya sonrien automaticamente o mienten de tal manera que hasta ellos lo creen. Pueden ignorar amigos o traicionar hasta a la propia familia. Aquellos mas honestos y decentes van quedando marginados y por ahi tienen algun lugar tal vez hasta de lastima. Como dije, casi nunca las condiciones son el saber o la honestidad para llegar a los cargos. Si la hay, es totalmente secundaria y normalmente no bienvenida. Los honestos y los que saben son peligrosos ya que muchos de estos desmoronarian la piramide de corrupcion y privilegios.

Asi, esos grupos mafiosos van logrando poder en una lucha despiadada, que recuerda a aquellas ciudades italianas del Renacimiento. Asi, la Argentina esta repartida en feudos, ciudades, grupos aristocraticos. La formula es muy simple: toman los partidos politicos, designan a dedo a los postulantes, ya probados en su inescrupulosidad, y llegan a las elecciones. No importa quien gane ya que los grupos persiguen siempre lo mismo: perpetuarse en el poder, llenarse los bolsillos y mantener a la mayoria pobre para poder manejarla mejor. La politica para ellos es la forma de perpetuarse en el poder a costa de los dineros publicos y del empobrecimiento de la mayoria. El ritmo se rompe cada tanto cuando algunos grupos marginados (y con poder) alientan o llevan a cabo golpes de estado mas o menos sangrientos.

Secundados en las sombras por el poder economico y por grupos mediaticos, estas mafias manejan “a gusto y piacere” la realidad: pasan leyes o decretos, expropian o privatizan, dan subsidios o los sacan, ponen y sacan gente, gastan o ahorran dinero, etc., de la forma mas maquiavelica posible: el poder por el poder mismo. Si algo se hace por el pueblo es simplemente, como un medio mas para mantener el poder. Es por ello que, cuando se avecinan las elecciones, usualmente aparecen algunos “beneficios” para ciertos sectores o alguna infraestructura se mejora.

Esta aristocracia partidaria permite que, por ejemplo en la Argentina de hoy, de un dia para otro, el hijo de la Presidente, Maximo Kirchner, de ser un don nadie, pase a ser candidato, o que Scioli, que fue vicepresidente de Menem, quien supuestamente hundio el pais en los ’90, se perfile como candidato. Son los que “pertenecen” a la elite, los inescrupulosos, los que han “probado” su fidelidad al grupo dominante.

Algunos grupos se conforman con sus feudos, tales como Rodriguez Saa en San Luis, o algunas otras familias o grupos en otras Provincias. Asi construyo poder la familia Kirchner en Santa Cruz o Menem en La Rioja, o tantos otros.

Para estos monarcas del siglo XXI, las elecciones son la gran etiqueta de legitimidad pero en la realidad es solo eso, una etiqueta, un nombre, una palabra bella pero vacia de contenido, al igual que la democracia. Son los nuevos senores feudales de la politica. Si alguien creia que hemos evolucionado, se equivoca de cabo a rabo. Estos monarcas del siglo XXI no solo han reinstaurado la monarquia sino que tambien han hecho volver a la Inquisicion ya que han hecho de las ideas politicas en la Argentina, una religion, o una secta y aquellos que no comparten ese credo, son blasfemos y no merecen mas que la hoguera o el destierro. Los medios diseminan La Palabra (Pagina 12, 678 y tantos otros) y crean la cosmogonia, los politicos descalifican, comulgan o excomulgan. El monarca designa a sus sucesores y favoritos. Los bufones bailan y hacen contorsiones. El pueblo hambriento y enganado observa y obedece. Algunos hasta creen la version. Despues de todo la Edad Media duro bastante…

La realidad oculta detrás de las palabras

Lo importante es usar palabras importantes y vaciarlas de contenido...

En la era de la comunicación, el twitter, facebook, HD, internet, second life, blogs, etc., en la Technopoly (como diría Neil Postman), el nuevo oráculo es la ciencia, la computadora, la información acumulada que nos muestra la verdad. A esto no escapan los medios tradicionales de comunicación, como la televisión o la radio o los diarios. Todo es comunicación, imagen, frases, palabras, que esconden deseos de engañar, de ganar prestigio, de narcisismo o simplemente de catarsis, como me ocurre a mi con mis blogs.

En este cúmulo de información, a veces sin sentido, superabundante, repetitiva o simplemente vacía, nos hundimos cada día tratando de sobrevivir como podemos, intentando separar la paja del trigo, o dejándonos llevar por nuestro mouse a donde sea, consumiendo nuestro tiempo, nuestros cansados dedos y nuestros deslumbrados ojos que rara vez descansan.

No escapa a nuestros políticos la importancia de esta “technopoly” y tratarla de explotar les consume seguramente gran parte de su tiempo, o el de sus asesores. Sin ir mas lejos, en estos tiempos, y en el caso especifico de la Argentina, podemos encontrar los siguientes eufemismos o palabras o frases hechas, supuestamente de contenido muy profundo, tales como los que a la Presidenta o a tantos otros funcionarios afines les encanta pronunciar en los discursos (después del signo = aparece el significado que en realidad tiene el término para ellos).

  • Patria = Pais donde se logran los votos con promesas que no se cumplen y donde me enriquezco rápidamente, junto con mis amigos o familiares.
  • Proyecto nacional y popular = Medidas económicas y sociales que tienden a obtener fondos suficientes para lograr enriquecerme lo mas rápido posible, junto con mis amigos o familiares.
  • Politica de Estado = Medidas políticas o económicas que pretenden llevarse a cabo intentando lograr el menor grado de oposición posible y ue eventualmente también lograran enriquecer a políticos de otros partidos, familiares y amigos.
  • Medios = fuentes de información y opinión divididos en dos grupos: afines, los que promocionan al gobierno y toman de la realidad lo que conviene al gobierno o lo disfrazan a conveniencia; no afines: medios que intentan comunicar lo que no le conviene al gobierno y disfrazan la realidad a conveniencia.
  • Libertad de expresión = financiación con dinero oficial a medios amigos, descalificacion de aquellos medios que no son afines y promoción de los medios afines, a fin de enriquecerme o enriquecer a amigos o familiares.
  • “Modelo” = sistema de medidas políticas y económicas que permiten enriquecerse, junto a amigos y familiares.
  • Cultura popular = conjunto de medidas culturales, deportivas, artísticas destinadas a enriquecerme o enriquecer a aquellos artistas amigos o familiares, y a mantener entretenida a la mayoría del pueblo (ver mas abajo).
  • Imperialismo = conjunto de paises desarrollados, liderados por EEUU, que generalmente tienen la culpa de todos los males de Argentina.
  • Capitalismo = sistema político/económico en el cual los políticos se enriquecen, junto a amigos y familiares, pero en el cual los pobres deben seguir siendo pobres y si quieren salir de pobres son tildados de consumistas u oligarcas.
  • Liberalismo = sistema político/filosófico en el cual los políticos se enriquecen, junto a amigos y familiares, pero que del cual conviene preservar al resto de la población que debe ser protegida ya que no saben usar sus libertades.
  • Estado = maquina consistente de 3 poderes creada para enriquecerse, junto a amigos y familiares, a través de la obtención de fondos y reparto a conveniencia.
  • Democracia = sistema político que permite, mediante el voto cautivo y promesas que no se cumplirán, tener el poder para enriquecerse, junto a amigos y familiares, en una puja entre partidos que se alternan en el poder  con los mismos objetivos.
  • Redistribución de la riqueza = utilización del dinero público para regalar netbooks o regalar otro tipo de limosnas a los más pobres y de enriquecerse, los más ricos —o sea los políticos —junto a amigos y familiares.
  • Partidos políticos = empresas exitosas que permiten llegar al poder dentro de la maquina estatal y que determinan quienes serán los favorecidos para enriquecerse, junto a amigos y familiares.
  • Poder Judicial = una de las partes del Estado, consistente en jueces nombrados por el poder político que deciden quien es culpable o inocente según la conveniencia del Poder político o Partido político.
  • Congreso = parte del Estado dedicada a legitimar decisiones ya tomadas por el poder político o el partido político.
  • Organismos de Control= partes del Estado que no controlan prácticamente nada.
  • Pueblo = mayoría de la población, que cada tanto legitima a los políticos para seguir enriqueciéndose, junto a amigos y familiares.
  • Empresas privadas exitosas = organizaciones privadas, generalmente favorecidas por el gobierno o que han sido creadas por expolíticos, donde invierten sus ganancias obtenidas mientras estaban en el Gobierno.
  • oposición = políticos que no están enriqueciéndose tanto en el presente pero que aspiran a hacerlo lo antes posible.
  • Pobreza = estado en que se encuentra la mayoría del país y que conviene mantener como tal a fin de seguir manteniéndose en el poder.
  • Educacion = lo que no hay y que, de existir, seguramente terminaría con el poder político y los partidos políticos en su estado presente. Principal enemigo del gobierno.

Aquí me detengo por ahora con la lista. Simplemente se me ocurrió pensar acerca de lo que me molestaba de los discursos de estos líderes devaluados y noté que  era el uso que hacen de las palabras, y cómo en realidad se esconden detrás de ellas. Las palabras, sin vida, tan sólo letras o sonidos cuando pronunciadas, suelen prestarse a aquellos con facilidad para usarlas. Las palabras pueden usarse para describir cosas o hechos o para comunicar ideas a veces imposibles o difíciles de acompañar con hechos o datos. Estas últimas son las que más usan. Pueblo, nacional, popular, redistribución, etc. son sus palabras favoritas. Por supuesto que, el sonido de aplausos al final de sus discursos es también muy importante. Cuando vemos los discursos de Hitler, en esos films blanco y negro, ya notamos la importancia que tienen. Imaginen un Hitler con la tecnología actual. Pensándolo bien, no habrá ya algunos entre nosotros? Con un discurso más moderado, más adecuado al tiempo actual, donde valores tales como Paz o Derechos Humanos o Ambientalismo se han revaluado. Por algo la capacidad de oratoria, en nuestros días, se ha vuelto tan trascendente. Si analizamos los hechos fríos, a veces incluso sin las cifras estadística– a veces manipuladas–, y nos dedicamos a vivir simplemente la vida, observando, hablando con los demás, y aguzando el uso del sentido común, seguramente veremos lo verdadero, la realidad, tan escurridiza y tan fácil de esconder por estos farsantes modernos y sus medios afines.

A proposito de la pobreza y la hipocresía (II)…

Futuros delincuentes o marginados y no por elección propia sino por la de los políticos corruptos y millonarios que ademas quieren hacerles creer que su vida es digna...

A propósito de lo que sostengo en mis posts siempre sobre la incidencia de los años de Menem en el gobierno (y los que lo siguieron), y los impactos de la pobreza en la sociedad, aparece esta nota en diario Los Andes de Mendoza (una de las ciudades argentinas mas castigadas por la delincuencia) sobre el perfil de los que delinquen y su historia de mala alimentación (nota diario Los Andes de Mendoza). Los datos deben ser seguramente ciertos ya que es una cuestión de sentido común que aquellos que no recibieron alimentación o que no pudieron tener lo mínimo para crecer durante su niñez y juventud, encuentren dificultades para insertarse y sobrevivir cuando crecen. La delincuencia, en un medio de desempleo, sueldos de hambre, marginación y despreocupación por parte de una clase política corrompida, aparece como lo más viable para sobrevivir. Es lo que en el abc de la ciencias que se estudian en la escuela llaman “adaptarse para sobrevivir”, adaptarse para lograr el alimento. Aquellos que alguna vez fueron desocupados o marginados (hace unas dos décadas) y que hacían piquetes para lograr comida ahora ya se dedicaron enteramente al delito, ya se por necesidad o por los efectos que la falta de alimentación provoca en sus cerebros. Es una realidad triste, trágica, siniestra diría ya que son desaparecidos de la democracia. Ya no hay marcha atrás y los efectos de gobiernos que han usado a la gente para su provecho ya se siente y lo paga la propia gente, no esos políticos refugiados en sus casas lujosas. Por supuesto, y esto es todavía mas interesante, no faltan aquellos que, como menciono en mi post anterior (La hipocresía…) se dedican a justificar la pobreza, a minimizarla, utilizando silogismos muy simples, pretendiendo que ser pobre es algo bueno y hasta digno y que aquellos que intentan demostrar que la pobreza es una de las causas de la delincuencia son solo gente que “no soporta o no quiere a los pobres” (ejemplo de nota engañosa) o que quiere “criminalizar la pobreza”. Llegan incluso a hacer comparaciones ridículas diciendo que los ricos también son delincuentes peores o iguales cuando de lo que se trata es de la delincuencia como fenómeno social, de pobres contra pobres, y no la delincuencia de “cuello blanco” (que por supuesto es incluso mas funesta que la perpetrada por los pobres mal alimentados).

La pobreza es una calamidad, es triste e indigna, es la muestra clara de la maldad y cinismo de los que gobiernan (que viven en el lujo y la comodidad) y las consecuencias de ella no pueden ser buenas. Nada bueno puede haber en la pobreza. Y justificarla, elogiarla o pretender “quedar bien” con los pobres es solo otro ejemplo de cinismo.

Pobreza y una clase gobernante hipócrita y corrupta se llevan bien, para desgracia del país. Se alimentan uno al otro. La primera, por la falta de acción concreta para desterrarla, o para mejorar la educación, o con el constante fomento del juego legalizado, del nacionalismo chauvinista, el show mediático o futbolistico y la demagogia, con políticos que pretenden hacer sentir orgullosa a la gente viviendo en ranchos, mientras ellos pasean por Europa o viven como millonarios. La segunda, ya que se alimenta de un pueblo maltratado, mal alimentado, mal educado y prostituido por un cargo, una comida o una vivienda paupérrima. El huevo y la gallina…

Asco…

Image

Dudo que esto provoque en Cristina Kirchner mas emoción que un par de zapatos de lujo... lamentablemente para el país queda demostrado que no tiene corazón y que todo es una mentira...

Ultimamente, leyendo los diarios o mirando programas de tv de Argentina, me invade una sensación rara, que trato de definir infructuosamente. Habiendo dejado el país ya hace mucho tiempo, no puedo evitar estar informado sobre lo que pasa en mi Patria, tan lejana y cercana a la vez. Ya he dado mis opiniones en este blog sobre la democracia mentirosa argentina y sus lideres políticos y no voy a abundar en eso. Simplemente quería describir mi sensación y tratar de encontrar una palabra que la defina.

Por una parte, paulatinamente siento que me resulta imposible ver o escuchar a la Presidente Kirchner. No soporto su rostro, sus dichos, su sorna, su sarcasmo, su estilo “canchero”, su ironía, ni su impostado estilo de defensora de “genero”. No soporto el rol que pretende tener de defensora de los pobres y humildes, en total contradicción con su estilo de vida ampuloso, lujoso y de millonario. No soporto su estilo de falsedad o doble discurso cuando pretende, por ejemplo, hacer creer que Argentina es un ejemplo de país que ha manejado la crisis mejor que ninguno otro y por otro lado decir, cuando quiere entregar los subtes, que esos subtes no son “los de New York”. No soporto que se rodee de “bufones” que todo el tiempo la aplauden cuando hace anuncios sin importancia, pero se esconde cuando tiene que enfrentar hechos como el accidente evitable de Once. Esta sensación de insoportabilidad se repite con otros funcionarios como Boudou o Anibal Fernandez, por ejemplo, cuando, siempre con ese estilo tan “canchero” intentan descalificar opositores o defender sus puntos de vista. Digamos que mas allá de que sus políticas puedan ser acertadas o no, no soporto el estilo  la forma de expresarse de estos personajes. Finalmente, se suman todos aquellos que inventan justificaciones intelectuales que pretenden demostrar que, en realidad, Cristina Kirchner encarna un proyecto popular y nacional único en la historia, cuando el crecimiento de las villas miseria, marginalidad, delincuencia, decadencia juvenil y falta de educación es manifiesta cada vez que voy a la Argentina. Es como si uno entrara a una casa sucia, sin electricidad, con mal olor, sin agua, sin cloacas, que se llueve y se esta por caer y alguien pretendiera vendernosla diciendo que en realidad, esa casa esta en excelentes condiciones y no somos capaces de verlo. Esto ultimo es interesante ya que, ante los hechos obvios, muchos defensores del “modelo” pretenden hacer creer que esa realidad no existe y que solo ellos son capaces de ver la “verdadera” realidad, ubicándose por sobre los demás mortales, en una posición de redentores, dueños de la verdad y “elegidos”.

En estos días también pude ver a otros personajes, como Manzano o Vila, el primero político de la época nefasta de Menem y el otro, quien sabe de donde salio pero cuyos negocios son millonarios, uno de los cuales tengo entendido fue apropiarse de terrenos fiscales para construir un barrio. El país esta lleno de estos políticos devenidos empresarios que aprovechan la política para hacer negocios, ya sea mientras tienen cargos o cuando se encuentren fuera del gobierno. Digamos que la inescrupulosidad de los políticos no es solo de este gobierno sino de los anteriores desde que comenzó la ultima etapa democrática en 1983. En todo ese tiempo a esta parte, el sistema político se ha transformado en una especie de empresa para enriquecimiento de una clase. El Congreso es simplemente un apéndice del poder administrador y los jueces, nombrados a dedo por conveniencia política en general, solo contribuyen con su acción o inacción a preservar y profundizar el entramado siniestro.

Durante este tiempo también ocurrió un accidente ferroviario donde murieron 51 personas, simplemente porque esos trenes están viejos y no se mantienen como se debiera, como un síntoma mas de la decadencia y la falta de inversión en infraestructura. Pienso en esos muertos y tanto otros a manos de delincuentes, otrora desocupados, jóvenes sin futuro y sin pasado, que no se pudieron alimentar bien durante la época de Menem, que, en algunos casos, han caído en la prostitución, la droga o la criminalidad y que ahora simplemente forman un ejercito de delincuentes o potenciales delincuentes en una nueva forma diabólica de decadencia social.

Para completar este panorama, me puse a ver el otro día unos documentales sobre las villas miseria de Argentina en tn.com.ar, las que existen por cientos, y realmente termine de comprobar que esa mujer que esta en el gobierno, rodeada de lujos, zapatos caros y perfumes franceses no puede tener un gramo de bondad con consideración por aquellos que dice defender. Ella y su marido fallecido han estado casi una década en el poder, han dispuesto de fortunas ingresadas por la soja y han tenido la posibilidad de cambiar esa realidad y han elegido no hacerlo, postrando a millones en la pobreza y la marginalidad lo que es equivalente a matarlos en vida.

La otra pata del sistema es un conjunto de empresarios y medios que permiten que el “modelo” se afiance en el tiempo y se “profundice” para beneficio exclusivo del poder y sus amigos.

Esa mezcla de un pueblo marginado, al que se le ha negado la educación, que vive inmerso en un sistema manejado por políticos redentores, inescrupulosos, que se dedican a hacer negocios en el poder a costa de un voto que usan y reciben cada tanto, apoyados por medios y empresarios afines, ha generado lo yo llamo “desaparecidos en democracia”.

NO es fácil explicar todo esto en pocas palabras. Es un conjunto de cosas yo diría ‘diabólicas” que siento que se han apoderado del país. Esa mezcla de pobreza obscena, funcionarios soberbios y millonarios, poderes corrompidos y muertos  ha ido generando esa  sensación que intentaba definir y que, a medida que escribo y pienso, veo que es de tristeza pero tambien de asco, asco y rechazo.

Habra alguna salida? Se acabara en algún momento esta pesadilla para mi país? Se acabara esta sensación de asco e incertidumbre? El tiempo dirá.

Argentina, el pais que vive en el pasado… o 35 años no es nada… o como hacer eterna una democracia mentirosa…

La obra se llama democracia, los actores son todos farsantes profesionales... la gente aplaude igual...(y pasa hambre)

Recuerdo una vez, allá en Mendoza, hace muchos años, que fui a Chile por primera vez. Fue como entrar a un mundo nuevo. La Argentina atravesaba una de las tantas etapas de economía cerrada e ir a visitar un Supermercado Jumbo (creo que se llamaba) en Chile era maravillarse con cosas tan simples como jabones líquidos o autos modernos. A esos momentos me hizo acordar el presente de Argentina. Ese presente que uno lee en los diarios, o ve en la TV, o palpa cada vez que va para allá. La gente sigue pegada al pasado. Treinta y cinco años mas tarde la gente se acordó de que los militares habian asesinado mucha gente, treinta y cinco años despues la gente se emociona con los desaparecidos, treinta años despues los militares (algunos que todavía están vivos, van presos), treinta y cinco años después se hacen películas, se recorren lugares, se toman testimonios, se ventilan situaciones. Y treinta y cinco años después un gobierno utiliza todo eso para lograr réditos políticos, para borrar de un plumazo justamente casi 30 años de democracia, como si no hubieran existido, como si dentro de esa democracia no estuvieran los cómplices de que no se haya hecho justicia antes.

Y por supuesto, de la misma manera que la imagen del Che se convirtió en una botella de Coca-Cola, los derechos humanos ahora son como una moda en la Argentina. Pululan los reportajes, las entrevistas, las películas, los conciertos, etc., en homenaje a aquellos horrores. Lo peor de todo es que aquellos ideales por los que supuestamente murieron tantos, han sido pisoteados ya que ningún cambio o mejora ha habido para la gente, para ese pueblo que supuestamente inspiraba a esos mártires.  Digamos que de la Revolución solo ha quedado el show mediático.

La estrategia es interesante. Es importante distraer la atención con algún tema mientras se hacen los negocios. Es importante que el sistema de democracia mentirosa se mantenga. Por eso es que hay que agitar el fantasma de las dictaduras, poner el énfasis en la importancia del sistema democrático para que a nadie se le ocurra cuestionar a una clase política que hace ya 30 años que no puede sacar a la Argentina del atraso. Asi, aparecen supuestos opositores, supuestos adversarios políticos, dentro y fuera de los mismos partidos que cada vez mas hunden el país. Hoy están unos, mañana estarán otros, repartiéndose cargos y beneficios pero nada cambia ni nada cambiará.

Alguien se preguntará: pero qué otra alternativa hay? Realmente no lo sé. Sí sé que esta democracia no sirve con esta clase dirigente. Me estaré convirtiendo en un anarquista?

Los revolucionarios de cafe, del recital o de como engañar una y mil veces y por mucho tiempo…

Los camaleones, o farsantes, o revolucionarios de cafe, o como les quieran llamar, han llegado y han traicionado a aquellos que dicen representar…

Hace 35 años comenzaba una época nefasta para la Argentina. Ya he contado mis vivencias ese día en otro post anterior. En aquellas épocas nadie sabía cuán lejos estaría el final de esa dictadura y cuán lejos en el tiempo llegaría la justicia (si alguna) para los autores de tanto crimen y destrucción. Yo era muy joven y estaba lleno de ideales. Tuve suerte y sobreviví… Llegó la democracia y nunca cambié mis inclinaciones políticas, siempre me dolió la pobreza, la marginación, la falta de trabajo y los salarios indignos. Intenté trabajar en política para cambiar esas cosas. Era un idealista…un estúpido tal vez (no sé si fui realmente un estúpido pero de lo que estoy seguro es de que me tomaron de estúpido). Creí siempre que aquellos que estaban en la política formando parte de partidos de izquierda o progresistas REALMENTE  querían cambiar las cosas para mejorar la situación de los excluídos. Pero finalmente me dí cuenta que estaba totalmente equivocado, que sólo buscaban su propio provecho, que solo buscaban “acomodarse” y vender la idea del progresismo. La mejor muestra de ello es la realidad argentina: luego de 35 años, el país sigue hundido en la pobreza, millones no tienen agua o vivienda o trabajo digno, ninguna revolución se ha llevado a cabo, los mismos de siempre detentan el poder y lo ejercen. Y aquellos que encabezan el gobierno son millonarios o quieren serlo. Son la mejor muestra de que solo son izquierdistas de pacotilla, de cartón, son revolucionarios de café y discurso, son los revolucionarios del recital, los que se dejan la barba, levantan la bandera y escuchan a Leon Gieco. Y después se van a disfrutar la cuenta en el banco o el sueldo ganado calentando algún sillón, dando algún discurso o acomodando algún amigo en desgracia o, la mejor de las veces, viajando en aviones pagados con la miseria del pueblo, de ese “pueblo” al que les gusta nombrar todo el tiempo pero al que nunca le dan nada… Y así, comenzando con Menem en los 90, gran amigo de Bush, pero con patillas largas y amigotes que tocaban el bombo, los liberales de la época de la dictadura tomaron el poder y comenzaron la destrucción “en nombre del pueblo” y con el voto popular, luego De la Rua hizo lo suyo y luego llegó la frutilla del postre: los Kirchner, ultimo invento del Peronismo, partido creativo si los hay, partido yo diría “camaleón”, que durante una década es liberal, privatizador y socio “carnal” de los Estados Unidos y en la década siguiente, y ahí esta la creatividad, “dice” ser lo contrario para continuar con la obra menemista. Por supuesto que no se puede poner a Alsogaray o visitar a Bush en Texas, ahora conviene mantener las apariencias, rodearse de las Madres, dar discursos antiyanquis, meter en cana algunos viejos milicos en desgracia, hacer que Eduardo Galeano dé charlas por ahi, poner plata para filmar películas alusivas y odiar al FMI. Son los revolucionarios de cartón en acción, son aquellos que han inundado la Argentina con la nueva propaganda, son aquellos que se han aprovechado de ese mismo idealismo que alguna vez tuve y que siempre tienen los jóvenes justamente ante la injusticia y la pobreza que azotan la Argentina, para agitarlos, para someterlos y seguramente, para dejarlos de lado cuando ya no les sirvan. Son los traidores de aquellos que murieron (o que se fueron) hace 35 años. Son los que no cambian nada, pero dicen que cambian todo. Son los farsantes de la nueva Argentina progresista. A la manera de aquellos que, masificando la cara del Che, transformaron la revolución en un producto del marketing, estos han transformado la izquierda, las Madres y el progresismo en un show, en un recital, en un poster colorido y triste… Son tal vez peores que los otros…

Argentina en democracia sintetizada en un video…

Siempre he envidiado a aquellos grandes genios del cine, capaces de comunicar con imágenes, historias, personajes o diálogos las más grandes emociones. Así también a aquellos fotógrafos o pintores capaces de lo mismo (espero algún día poder estudiar o aprender cine). Por eso, qué mejor que un video (en este caso de la vida real) para mostrar claramente la Argentina decadente en democracia a manos de políticos inescrupulosos, votados o acompañados ya sea por gente que es engañada o se deja engañar. La Argentina manejada por partidos políticos decadentes, cerrados y hasta mafiosos. No es que esto no exista en otros países, pero la Argentina es donde nací, donde me crié, donde estudié y donde conocí también mucha gente valiosa que me ayudó. Simplemente me causa mucha tristeza que la gente no sea capaz de deshacerse de estos políticos envilecidos, hipócritas y mentirosos y crear alguna esperanza. Para aquellos que no conocen el tema, el que habla es el ex Presidente Menem, famoso por haber hundido el país en democracia, crear desempleo, pobreza y marginación. A su derecha, Duhalde, su vice en la época, responsable en el 2001 del famoso “corralito” que creo a los primeros “desaparecidos en democracia”(tema de otros posts aquí) y actual opositor supuestamente capaz de solucionar problemas; por último, a la izquierda, de bigotes, aplaudiendo y sonriendo, Aníbal Fernández, uno de los hombres mas prominentes del gobierno actual de los Kirchner, famoso, entre otras delicadezas, por criticar y cuestionar el modelo político y económico de Menem y por sentirse orgulloso de haber combatido y combatir, ese modelo y sus consecuencias. En pocas palabras, dignos exponentes de la clase gobernante decadente y cómplice.

Con tristeza entonces, algo distinto, muy ilustrativo y con mas valor que miles de palabras: