Balance de una democracia mentirosa o como una clase politica se hizo millonaria…

Un muchacho con mucha suerte y buenos amigos...

Veia el otro dia a un tal Dario Loperfido, entrevistado por un insoportable ‘periodista”, que contaba como habia vuelto de Europa luego de varios años y luego de haber dejado la Argentina al caer estrepitosamente el triste gobierno de De la Rua del cual el susodicho era Ministro. El muchacho contaba como se fue a España donde se dedico al negocio del espectaculo, como viajaba a New York y algunos otros lugares y como ahora, luego de casi 10 años de la caida del vergonzoso gobierno del que formo parte, habia decidido volver a la Argentina porque el amor por una muchacha de apellido distinguido (Mitre) lo habia llamado. Entre chiste y chiste el muchacho dijo que le parecia muy bueno el gobierno de Kirchner y que Alfonsin (mencionado en el post anterior) parecia un candidato conciliador.  Simplemente ver a este esperpento me hizo pensar en los tantos politicos que han sido complices y culpables en mayor o menor grado de la decadencia argentina en democracia. Un grupo de politicos amigotes y patoteros se apodero de la democracia argentina en 1983 y ha utilizado el poder para enriquecerse, hacer negocios y contactos y florecer y progresar en un pais donde la mayoria se tuvo que ir, o se murio, o vive con sueldos miserables o hundido en alguna villa o fumando paco.

En cualquier pais civilizado estos lamentables personajes que tuvieron que irse corriendo del gobierno, con muertos sobre sus espaldas, al menos no podrian ni aparecer en la TV. Pero en la Argentina, pais de amigotes y corrupcion novelescas, no solo no pagan por sus tropelias sino que se van a Europa, hacen negocios, viajan, producen eventos y, cuando la cosa se pone mejor vuelven como si nada hubiera pasado, cuentan con periodistas complices que los llaman (porque nunca se sabe si pueden llegar a ganar otra vez el poder), nunca tienen problemas de plata y gozan de la mayor impunidad: la de pertenecer a esa clase politica, la nueva aristocracia, la aristocracia dominante que tan bien describio Michels, ellos no pueden ser juzgados ni condenados, no tienen que mendigar trabajos, viven bien y tienen amigos poderosos (este es amigo del hijo de De la Rua, novio de Shakira).

Que mas se podria pedir? Mientras tanto el pais sigue hundiendose ante el aguante infinito de la pobre gente que ya, evidentemente, a esta altura, no piensa…

Advertisements

Leave a Reply/Deje su comentario

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s